Ata tu arado a una estrella por J.P. Franky

unnamed(1)

 

Ata tu arado a una estrella
Directora: Carmen Guarini

¡Gracias a Ata tu arado a una estrella Fernando Birri ha sido canonizado en esta página web como nuestro guía espiritual!

Y es que Fernando Birri fue un alma lúdica. ¡Le sobraba PlayTime! Ató su arado a una constelación infinita de estrellas propulsadas por el amor a la gente y su entrega al arte y el cine. Más que un director de cine fue un niño que se divirtió capturando la realidad, pero consciente de que su juego debía estar entrelazado con una profunda responsabilidad para consigo mismo y la sociedad. Su lucha se vuelve eterna debido a su legado y ahora gracias a este esplendido documental de Carmen Guarini.  La filmación acompaña al maestro en 1997 mientras entrevista a Eduardo Galeano, Ernesto Sábato y Osvaldo Bayer con la intención de realizar una película a propósito del 30º aniversario de la muerte del Che. El director de Tire die (1960) se preocupaba entonces por la falta de esperanza, por la resignación, por un presente en el que la utopía se desdibuja y nos deja en una posición de resistencia. Sin embargo, mientras pasan los minutos en el documental de Gaurini una onda expansiva de esperanza comienza a embriagarnos mientras soñamos con beber las cenizas del maestro diluidas en una birra, atravesando un jolgorio propiciado por una murga en el que, arrodillados, siendo parte del mito, recargamos nuestro espíritu en el sueño eterno.

Con cariño y porte de sabio olvidado, el veterano Birri habla una y otra vez frente a la cámara para recordar que en este momento somos y seremos resistencia, pero no podemos dejar de lado nuestros sueños, ni mucho menos la mera idea de la posibilidad, movilizadora, de la utopía. Eduardo Galeano promulga con su voz sosegada, pero rotunda, que en la manifestación de los derechos humanos no está el derecho a soñar. Le falta a la humanidad que le recuerden ese derecho, que quede escrito en papel para la posteridad. Aunque con el estado de las cosas más que un derecho hoy en día es un deber. Seamos tajantes: una obligación. Debemos obligarnos a soñar, a creer, a atar nuestros arados a una estrella y construir nuestras propias utopías día a día. Debemos tener una Fe profunda, que vea lo invisible, crea en lo increíble y reciba lo imposible.

Podemos dividir la película en dos. En la primera parte la directora recupera un material que después de filmado había quedado en el cementerio de los proyectos olvidados. Ahora viendo la película agradecemos el atino y la determinación de retomar ese material y darle una nueva vida completándolo con una visita a Italia en la que Guarini se sienta a dialogar en siete oportunidades con su amigo durante enero de 2017. Así en la segunda parte vemos a un nonagenario lucido y jugeton que recuerda con claridad su vida y su postura frente al mundo brindándole a Guarini la posibilidad de entender que la utopía y Birri van de la mano, con lo que el simple hecho de enunciarlo y presentarlo al mundo nos entusiasma a la hora de volver a creer en la utopía.

Más allá de sus comienzos como actor de teatro, más allá de sus inolvidables películas, más allá de haber sido uno de los padres del Nuevo cine latinoamericano, más allá de ser fundador de la Escuela Documental de Santa Fe y la Escuela Internacional de cine de San Antonio de los baños, Fernando Birri fue un ser libre y apasionado, un explorador incandescente, un hombre lúdico y creativo, un faro que titila como una estrella alumbrando firmemente el camino de las más bellas utopías.

 

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s